domingo, 18 de septiembre de 2016

Dra. vengo a pedir LA BAJA

Dra. ayer no fui a trabajar, vengo a pedir la baja.
Dra. me acabo de enterar que estoy embarazada, vengo a pedir la baja.
Dra. esta noche he dormido mal y no he ido a trabajar, vengo a pedir la baja.
Dra. me quiero hacer un injerto de pelo por la privada, luego vendré a pedir la baja.
Dra. en mi trabajo no me dan vacaciones, vengo a pedir la baja.

Y así un largo etcétera de situaciones insólitas que se plantean todos los días en consulta y que, después de creer que se trata de una cámara oculta, siempre acaban en la misma respuesta: No.

No, en primer lugar porque la baja laboral es una prestación que no la pide el paciente, sino que es el médico el que evalúa su necesidad y el responsable de hacer un uso adecuado de la misma.
No, en segundo lugar porque no se trata de un premio, un permiso para ausentarse injustificadamente del trabajo ni unas vacaciones extra pagadas; se trata de una protección que otorga la Seguridad Social para aquellas situaciones clínicas que impiden realizar la actividad laboral habitual, mientras recibe asistencia sanitaria para intentar recuperarse.

Un médico no tiene obligación de justificar una ausencia al trabajo, un día determinado, de un paciente que no ha sido atendido por ningún profesional sanitario ese día, por muy enfermo que refiera haya estado. Tampoco tiene obligación de dar una baja laboral, aunque el paciente no haya acudido a trabajar, si no encuentra motivo que justifique la ausencia de su puesto. Ni siquiera el hecho en sí de estar embarazada justifica una baja laboral, ya que estar embarazada no es una enfermedad sino un estado fisiológico de la mujer, salvo que su puesto de trabajo condicione un riesgo (y así lo contemple su empresa) o sufra una enfermedad que ponga en riesgo la salud materno-fetal. Tampoco están contempladas las bajas laborales por cirugía estética, pudiendo ser valorable por el médico la necesidad de dicha intervención.

Por lo general, los médicos no somos ogros y solemos tener bastante sentido común, por lo que cuando una baja laboral está indicada, la damos. ¡Pero cuidado!, que tampoco somos tontos. Así que si uno se encuentra tan mal como para no ir a trabajar, dos consejos:
  1. Acudir a su médico para ser evaluado y resolver sus dudas.
  2. Asumir las consecuencias de nuestros actos. Si alguien considera, sin consejo médico, que no debe ir a trabajar, que asuma que quizás le descontarán el día si el médico finalmente no justifica esa ausencia laboral.
Y por favor, seamos todos conscientes de que la baja laboral es una prestación que pagamos entre todos, que bien utilizada protege nuestra salud manteniendo nuestro trabajo, pero su mal uso contribuye al malgasto de tiempo y dinero, así como al posible empeoramiento de sus condiciones futuras.



papel. máquina de escribir y libreta



BIBLIOGRAFÍA: 
Más de 150 respuestas sobre incapacidad temporal. Grupo Lex Artis de la SoMaMFyC










30 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo...
    Evidentemente eso lo vivís mucho más en atención primaria... pero he visto a gente que acude a urgencias solo para llevarse un informe médico bajo el brazo. Y que te piden si no les puedes poner en el informe que no pueden ir a trabajar... :S ¿?¿?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario!
      El problema es que por culpa de unos pocos que abusan de eso, a parte de generar consultas innecesarias, colapsar las urgencias, etc, también se nos hace más difícil identificar al que realmente necesita una baja para recuperarse.

      Eliminar
  2. Personalmente pienso que la gente tiende a pedir menos bajas laborales de lo que debería, probablemente. Hay mucha gente que acaba yendo a trabajar con gripe, GEA, o catarros, y no sólo están mal ellos, sino que no rinden y además se corre el riesgo de que contagien al resto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario!
      Yo creo, como digo en la entrada, que la mayoría de médicos tienen bastante sentido común y cuando algo está justificado se da la baja unos días sin problema (hay gripazos malos que no te dejan ni salir de la cama, gastroenteritis que te atrapan en el baño y te dejan como si te hubiesen dado una paliza, etc). Por eso en este punto no creo que sea culpa del médico el que en esas condiciones vayan a trabajar, sino más bien de lo estrictas que se están poniendo bastantes empresas. Quizás sea la crisis la causante, pero también el abuso de bajas de dudosa justificación pudiera estar detrás.

      Eliminar
  3. Gracias, muy claro y sin dudas. Es la lucha diaria de las consultas de primaria. Añadiría el " no si no necesito la baja, me vale con un justificante de 24-48 y a veces 72 horas" Con una regulación nada clara al respecto y que genera muchas confusiones salvo en determinados colectivos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario!
      Lo del justificante de reposo es verdad que su regulación es incierta, pero no me parece mala opción si la empresa acepta un determinado número de días al año (3-4 días) en los que no puedes ir a trabajar por un puntual problema de salud sin tener que recurrir de primeras a una baja que suponga una pérdida de parte del sueldo.

      Eliminar
  4. Pues a mí me sorprende la facilidad con la que los trabajadores consiguen las bajas. Que no estoy conforme con la fecha de mis vacaciones, baja. Que no estoy a gusto con mi jefe, baja por depresión....previa amenaza a la empresa de hacerlo..... Generalizar es malo, pero desde el otro lado de la mesa se ve distinto. Por cierto, soy asesor laboral. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario!
      Es difícil indicar o denegar una baja con el paciente delante presionándote y en algunos casos "exagerando sus síntomas", así que, a pesar de intentar ser justos y hacer un uso responsable de la prestación, como personas no somos implacables y alguna baja dudosa podremos darla o denegarla...

      Eliminar
  5. Hay que añadir la educación que se da a los niños/as, "necesito hora de urgencias, porque mi hijo/a no ha ido al colegio, hoy tenía un exàmen y si no lo justifica va a suspender y no se lo van a querer hacer, solo quiero el justificante" Este niño/a es el futuro usuario que vendrá por la baja.

    ¿Los que trabajamos en el sistema sanitario primaria, hemos de justificar los engaños de los usuarios?

    Creo que la legislación no contempla, seria más pràctico que las mutuas laborales valoraran la necessidad de una baja o no, si seguimos el hilo de Jaumet, si se coje una baja por depresión por culpa de mi jefe (esto seria Salut Laboral o Accidente laboral por clima de trabajo). Però los medicos de familia tal y como esta la legislación, no se la puden jugar, las bajas específicas las tendria que dar el especialista (ellos no dan bajas).

    Volviendo a los niños, el pediatra no tiene porque justificar que un niño no ha ido al colegio, creo que es responsabilidad de los padres.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario!
      Con respecto a los niños, al menos en Madrid, la ley contempla que las ausencias de todo menor de edad al colegio, a un examen..., las deben hacer sus padres o responsables legales, los médicos no estamos obligados a darles justificantes ni reposo. Me parece que es una buena medida para evitar lo que nos comentas más arriba.
      Con respecto a las bajas laborales por sucesos acontecidos en la propia empresa, no contemplados como accidentes laborales, sí se debería hacer algo. Es verdad que al no contemplarlo las mutuas, se protege al trabajador frente a una empresa abusiva, pero quizás tampoco debería ser el médico de la seguridad social el que las diera (no conoce a la empresa ni sabe con certeza el trato que verdaderamente está recibiendo el trabajador, sólo cuenta con la opinión subjetiva del paciente), por ello quizás debería externalizarse a otro nivel... En este caso creo es difícil la solución.

      Eliminar
    2. Félix, yo he tenido a mi hijo con gastroenteritis (vótmitos y diarrea) el día de un examen y en el instituto me han hecho ir al centro de salud a pedir el justificante de su médico de cabecera, para hacerle el examen de nuevo. Es de sentido común darle una dieta blanda y esperar como evoluciona antes de ir al médico. Pero por desgracia vivimos en un sistema absurdamente burocrático

      Eliminar
    3. Hablando sobre lo que ocurre en Madrid (desconozco el resto de comunidades), algunos profesores muchas veces remiten a los padres/alumnos al médico a por el justificante pero simplemente porque no son conocedores de esta ley, pero se les explica y no suele haber problemas.
      Gracias por dejar tu comentario!

      Eliminar
  6. Para mi está claro, en los colectivos tanto de la privada como de la pública (sobre todo en esta última) suelen ser siempre los mismos los que utilizan esta manera para faltar a trabajar, y luego pagamos justos por pecadores, los administradores lo tienen en sus bases de datos, y contra ellos habría que actuar o hacerles un seguimiento, y lo sé porque llevo muchos años viéndolo y no se hace nada, y luego al que alguna vez algún año le dan una baja le crujen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario!
      Yo también creo que muchas veces pagan justos por pecadores y realmente es un problema de difícil solución.

      Eliminar
  7. Yo vivo en el extranjero y cuando voy a España me sorprende siempre la cantidad de vecinos, amigos, familiares.
    .que están de baja. Alucino cuando veo a gente que sale, va a esquiar, al cine, a la playa...estando de baja. Quién le da a la baja a ese paciente? No es que estoy muy mal en el trabajo y me he cogido la baja! Pero esto qué es??? Embarazadas que cogen la baja cuando están de 4 meses hasta el final del parto y están estupendamente (estar embarazada no es estar enferma) (yo he tenido 3 embarazos) De verdad que alucino con los pacientes y con esos doctores que dan bajas con esa facilidad!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario!
      Realmente es muy difícil evaluar a un paciente que tienes delante y decidir ahí mismo si precisa o no la baja ya que a veces nos presionan y exageran sus síntomas. Cuando un paciente entra a la consulta cojeando, es en ese momento en el que se le evalúa. Si horas más tarde juega al fútbol, el médico (salvo que lo vea o se entere) no puede hacer nada; quizás habría que plantear contratar investigadores que vigilen si las limitaciones de los pacientes que están de baja perduran en el tiempo o sólo durante la consulta.

      Eliminar
  8. Esto es el pan de cada día, el modo hispano de arrogarse derechos y exigirlos con el mayor escaro. Los médicos (de familia) no seremos tontos, pero desde hace mucho tiempo nos tratan como si lo fuéramos, desde arriba, desde abajo y desde los flancos.

    Una muy interesante entrada de un blog que desconocía (lo lamento) y que me ha impulsado a realizar un añadido en la última entrada del mío:

    http://medymel.blogspot.com.es/2016/09/desde-un-observatorio-sanitario.html

    Nuestro particular observatorio social es único.
    Saludos y enhorabuena por tu blog (realizado con ojos no tan inexpertos).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario! Y un honor el mencionarme en tu entrada!
      Efectivamente como dices en ella, nuestro escritorio encerrado entre 4 paredes resulta ser un ventanal al mundo que nos rodea y permite hacernos una idea de cómo va la sociedad... Y desde allí mismo da rabia ver como a veces nos obligan a hacernos pasar por tontos, sintiendo que estamos perdiendo el tiempo (lo que me recuerda una entrada más antigua relacionada con eso mismo: http://guardiasresis.blogspot.com.es/2016/06/PerderElTiempo.html ).

      Saludos!

      Eliminar
    2. Pues sí, Calinela, y esa sensación de pérdida de tiempo llega a ser exasperante. Como cuando nosotros nos vemos al otro lado, pues también caemos enfermos, y nos vemos obligados a guardar reposo alejados del cotidiano puesto laboral. Entonces comprobamos cómo la Administración paga nuestra incondicional entrega.

      http://medymel.blogspot.com.es/2016/02/penalizacion-por-enfermar.html

      Eliminar
    3. ¡Por suerte salieron los "malosos" y nos permiten 4 días al año para poder enfermar sin miedo a descontarnos!

      Eliminar
    4. Pues en mi área sanitaria (Vigo) nos deniegan esos 4 días "malosos"; según responsables de Personal, por orden de servicios centrales del SERGAS. No sé si hay que entender esto como prevaricación; en cualquier caso espero respuesta sindical para aclararlo.
      Ya ves, en la Hispania fragmentada, cada servicio de salud -o incluso área sanitaria- sigue yendo por libre.
      Saludos de nuevo

      Eliminar
  9. Mi experiencia es muy distinta. Embarazada y ya cumplida, con antecedente de sangrado y en un trabajo donde tengo que subir y bajar escaleras y no darme la baja...hasta el punto de tener que dejar mi puesto de trabajo e ir en TAXI a urgencias, ya que nadie del trabajo me acercó, por empezar a salir meconio...Resultado: parto inducido nada mas entrar en el hospital y niño en la incubadora hasta que el medico lo consideró fuera de riesgo. Una poca vergüenza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por dejar tu comentario! Cualquier punto de vista es interesante.
      Lamento la terrible experiencia que viviste, espero que al final todo saliera bien.
      Si el trabajo es el que te inducía el riesgo, la empresa debería haberlo contemplado y haberte dado ellos la baja por riesgo materno-fetal.
      También es cierto que, desgraciadamente, a veces se puede complicar un parto aunque el embarazo haya sido estupendo y es algo que no se puede preveer (ojalá pudiéramos! Nos ayudaría a poner remedio!).
      Un saludo.

      Eliminar
  10. Yo estando de 35 semanas de embarazo me dio una ciática que no podía casi andar, pues el especialista me dijo que si me daba la baja era la de maternidad y no me quedó otra que ir a trabajar y pasar la vergüenza que suponía que la gente cuando me rebasaba por la calle se volviera a ver cuál era el motivo de mi lentitud. Y lo peor las mutuas. Un compañero tuvo un accidente con una bicicleta durante un desplazamiento por motivos laborales y se clavó el sillín en el coxis en una frenada. No podía ni sentarse de dolor, pero la mutua no le dio la baja. Entonces ¿qué haces?, no te queda otra que ir al de Atención Primaria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario!
      Tienes razón, hay un gran problema y es que hay accidentes laborales que no los contemplan como tal las empresas y por tanto las mutuas se desentienden y los remiten a la seguridad social, pasando de ser una baja costeada por la empresa-mutua a ser una baja costeada por todos los ciudadanos (seguridad social).

      Eliminar
  11. Al fin y al cabo la baja es una de las prescripciones dentro de un plan terapéutico si el problema de salud le menoscaba para su trabajo habitual.
    Una de sus dificultades radica en que es una decisión dicotomizada; o está bien o está mal para trabajar; es blanco o negro; no hay un término medio.
    Pero es un prescripción, con sus indicaciones, efectos secundarios, duración, ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario!
      Me ha encantado esa definición; efectivamente, la baja médica no es otra cosa que una prescripción más!

      Eliminar
  12. Buen post compañera. Te sigo!! Un abrazo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...